PSICOMOTRICIDAD

     Está demostrado que el movimiento tiene una gran importancia en el desarrollo integral de la infancia por su implicación en la estructuración de la personalidad, así como en el proceso de comunicación, expresión y relación con los objetos y personas de su entorno, y por su incidencia en las posibilidades de adquisición de autonomía personal y de estructuración cognitiva.
Nosotros utilizamos la psicomotricidad como recurso pedagógico de soporte para mejorar el proceso global del niño/a a partir de vivencias corporales y trabajar dificultades como:

• Coordinación general
• Motricidad fina
• Percepción
• Orientación espacial
• Lateralidad
• Tono muscular (hipotonicidad, hipertonicidad)
• Ritmo
• Equilibrio
• Déficit de atención
• Dificultades de aprendizaje
• Hiperactividad